Visitantes del Mundo...


contador visitas gratis

sábado, 8 de octubre de 2011

La Fe...

... La Fe hizo que ella entrara ciegamente  en un quirófano.
 Sabía que las manos del cirujano eran  manos milagrosas.
La fe de poder ser curada, la devolvieron las ganas de vivir.
De ser una persona normal.
De poder dormir en la cama con su pareja, y no sentada  en un sofá.
De poder corretear  como el viento.
De volver a sonreír.
De poder hacer el amor sin tener que parar cien veces, porque al igual que un pez fuera del agua, la vida se le escapaba, su frágil  corazón naufragaba como una barca a la deriva.
La Fe la hizo sentirse libre y volar como una pluma.
La Fe que depositó  en las manos prodigiosas del cirujano, hicieron que hoy día, después de diecioscho años, aun siga amando la vida porque se siente útil, y viva.
La Fe va agarrada de la mano de la esperanza.
La Fe es la última  esperanza que deposita el ser humano, en otro ser  humano.


He dejado programada esta entrada para poder participar en: ¿Te animas a participar?
Pasa la manita por el color malvita y te llevará al lugar. Gracias María por decirme que lo programara.

12 comentarios:

  1. Gracias, Isa:

    Por haber dejado programada esta entrada y haberte unido en la iniciativa de la blogosfera con este tema de la FE, desde tu mirada, has escrito una entrada que me ha encantado.

    Porque no debemos perder la fe en la vida, porque es la esperanza lo último que se pierde, porque debemos confiar en las personas, en nosotros mismos, en el futuro, en salir adelante, en no perder las ilusiones sobre algún proyecto... porque la fe es la confianza que nos hace seguir caminando y creciendo.

    Gracias, Isa, por unirte en la iniciativa, hoy nuestros blogs están unidos en letras.

    Un millón de besos.

    ResponderEliminar
  2. Es que antes entré desde otro perfil a otro blog, y como ya recuerdo me dijiste el otro día, es que tienes dos blogs.

    Te dejo un besazo.

    ResponderEliminar
  3. Hola María, gracias.
    Sí, así es. Y se me ocurrió poner también la entrada que tú habías dicho sobre la Fe. :-) Pero no se me ocurría nada especial, y puse una frase semejante a la ultima del texto que puse aquí. Saludos y un abrazo

    ResponderEliminar
  4. Gracias por participar y aún estando fuera dejaras la entrada programada.

    Te dejo un abrazo agradecido.

    ResponderEliminar
  5. Gracias a ti Senovilla y a María por proponer esta unión entre los blog.
    Gracias. Saludos

    ResponderEliminar
  6. Buenas noches..

    Sigo teniendo fe en la personas, y este mundo es maravilloso.. gracias por ser parte de el...

    Besotes

    ResponderEliminar
  7. Hola Balovega, gracias. Así es. Si perdemos la fe en nuestros semejantes, si pensamos que las personas ya no son carititivas, no ayudan aunque sólo sea escuchando, si perdemos la fe en que podremos ser curados cuando estamos enfermos, pues entonces lo tenemos muy complicado en esta vida.
    Saludos

    ResponderEliminar
  8. Por cierto Balovega, he estado buscando en tus blog la entra del día 8 sobre la fe, y no he encontrando, tal vez no sé buscarlo. Sí he visto que lo ponías días anteriores para informar de este evento en los blog, pero no soy capaz de encontrar tu entrada sobre la Fe.
    De nuevo saludos

    ResponderEliminar
  9. Hola Isa

    Eso es tener fe en el cirujano, en la vida y en ti y en el éxito. Enhorabuena.

    Saludos.

    ResponderEliminar
  10. Gracias María Eugenia. Realmente lo más importante para tener fe en algo o alguien, es que primero y fundamentalmente la tengamos en nosotros mismos, si no, malo. Gracias.
    Saludos

    ResponderEliminar
  11. Ese tema me preocupa mucho, la salud es una cosa muy importante, y para la mayoría de nosotros es sólo cuestión de fe.

    Un saludo.

    ResponderEliminar
  12. Gracias Javier.

    ""la actitud siempre influye. Eso lo sabe todo el mundo. Si no tienes fe, si te rindes, le harás al cáncer la mitad del trabajo".
    Me ha encantado esta frase tuya que has puesto en tu cuento.
    Yo también creo que es así, una parte la hace la medicina, y la otra nuestra actitud.

    Saludos

    ResponderEliminar

Gracias por dedicarme un pedacito de tu tiempo.