Visitantes del Mundo...


contador visitas gratis

domingo, 9 de marzo de 2014

Día de la Mujer Trabajadora

Ayer sábado  fue el día de la mujer trabajadora,  todas las mujeres trabajamos aunque no  tengamos un salario, de esta forma se hace un homenaje a las mujeres que perdieron su vida por un mal nacido y  asesino retrogrado, a quien un día pario una pobre madre con toda la ilusión de criar a un buen hijo. A este animal no se le ocurrió otra cosas que no dejar que se unieran a otras mujeres que luchaban por sus derechos, y lo que hizo para evitar la huelga de estas trabajadoras del textil, fue encerrarlas y prender la fabrica con ellas dentro. ¡¡Vaya monstruo!!.
Pongo esta foto que es de mi abuela la madre de mi madre. Ella también tuvo una vida bien mala. Todos sus derechos fueron violados una y mil veces. Se llevaron a su marido, en la Guerra Civil Española, cuando mi madre contaba con seis meses.
Quedó desamparada de por vida con cuatro niñas y un niño que murió. Tenían prohibido llorar y que decir hacer corrillos para  hablar y apoyarse unas a otras. Si las veían llorar iban al cuartelillo igual que si se reunían para charlar o simplemente para saludarse. Mujeres sin maridos y sin vidas propias porque los hombres que mandaban en el lugar las penalizaban por cualquier motivo.
Nunca la reconocieron  como viuda ni a ellas ni a las demás mujeres porque el cuerpo de mi abuelo nunca apareció. A  día de hoy, aun no ha aparecido al igual otros 20 hombres que se llevaron en un camión y partieron de la casa del cura que fue donde pasaron la noche retenidos.
Luchó como una loba para poder sacar a sus hijas como puedo a pesar de que cuando se llevaron a mi abuelo por "rojo", eso dijeron, quedó enferma con ataques epilépticos. Chapó por tanta mujer valiente que a pesar de los pesares sacaron a  sus familias adelante.
Chapó a todas las mujeres de su generación  por ir poco a poco  allanandonos el camino. Chapó por las mujeres de la generación de mi madre, anterior y posterior generaciones, porque a ellas también les tocó ser mujeres sin derechos y sí con obligaciones.
Fueron, y son las que aun vive, unas grandes luchadoras. A ellas les tocó ir consiguiendo un mundo mejor, aunque desgraciadamente algunos políticos se empeñen en tirar por tierra todo lo conseguido para el bienestar de las mujeres y sus hijas. 
Lo peor de una sociedad es el MACHISMO  y hacer las cosas por huevos y porque así lo deciden. A las mujeres nos están haciendo carceleras de nuestro propio cuerpo. Cómo si fuéramos irresponsables de nuestros actos y nuestro  cuerpo, y alguien superior tiene que cuidar de él  porque nosotras no sabemos.


No pongo más porque a buen entendedor con pocas palabras vale.
Estas niñas son la generación del 36, entre ellas está mi madre. También pasaron lo suyo por ser mujeres.
Un homenaje a todas las mujeres que quisieron hacer un mundo mejor  y se dejaron la piel en ello.
Para que ahora un "semidios iluminado" quiera hacernos retroceder a la era de las cavernas.

Ya sé que este día ya pasó pero es que no puedo escribir los fines de semana porque tengo otras obligaciones como meterme en la cocina y cocinar para toda la semana para mi padre. Por eso hoy que ya  he podido entrar de nuevo y escribir sobre el día De la Mujer dejo mi pequeño grano de arena para que todas las mujeres nos sintamos orgullosas de serlo. Con esta pequeña aportación hago un homenaje a las personas más humanitarias y llenas de sensibilidad y  emotividad, A TI MUJER


12 comentarios:

  1. Emotivo y escalofriante relato el de tu abuela y tantas y tantas mujeres que con la bota encima del mandamás de turno tuvieron el coraje de salir adelante y con la cabeza bien alta. Aunque ¡qué putas se las hicieron pasar! No soy de palabrotas, pero en este caso me parece la más adecuada. Gracias a ella y mujeres como ella nos allanaron el camino a nosotras, con sangre, dolor y tragándose las lágrimas, nos dejaron un mundo mejor y que ahora no van a poder disfrutar las generaciones venideras. No las podemos olvidar y tenemos que contagiarnos de su valentía y su coraje.
    Un beso Isa

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola María, gracias. Así es pero es una pena que todo se está tirando por tierra. Incluso la gran mayoría de las jovencitas de ahora se dejan pegar y maltratar, no se hacen respetar. No entiendo como consienten esto después de lo que lucharon sus madres y abuelas para desterrar la sumisión y lograr los derechos de las mujeres.
      Saludos y besos

      Eliminar
  2. Un gran homenaje, todas nos lo merecemos pero algunas mucho mas. tu nos has dejado ejemplos de grandes mujeres. Un abrazo

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola Ester, gracias.
      Realmente todas las mujeres nos meremos ser homenajeadas, pero hay mujeres que lucharon tanto y sin medios, que se ganaron el honor de ser unas valientes.
      Saludos y un abrazo

      Eliminar
  3. Me has hecho llorar.
    Por ellas y por las que vendrán además de por nosotras mismas no debemos dejar de reivindicar nuestros derechos.
    Un abrazo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola Tracy, gracias. Sí por ellas por las que vendrán y por nostras que lo tenemos un poco difícil de nuevo.
      Saludos y un abrazo

      Eliminar
  4. Eres de las pocas mujeres que a la festividad le han puesto el apellido: "trabajadora", y me parece más apropiado y justa la reivindicación. No me refiero a la mujer con nómina sino a reclamar los derechos de todos los esfuerzos que la mujer hace. Aunque también pienso que esto no se soluciona con el día de "la banderita", sino con la continuidad sin límites, y es muy necesaria.
    Un beso.

    ResponderEliminar
  5. Isa, no podía faltar a tu homenaje a todas esas mujeres, que nos han precedido, que han pasado guerra, hambre, abandono, injusticias y mil necesidades...Ellas fueron valientes, fuertes y luchadoras...No se rindieron nunca porque su amor de madres y esposas les llevó hasta el fin...Hago mío tu homenaje y tus sentimientos...Ojalá ahora nosotras y todas las que vengan después sepan tener el mismo coraje, la misma fortaleza y el mismo amor a la familia y a la vida, ojalá..
    Mi felicitación por la intensidad y profundidad de tus letras y tus sentimientos. Mi abrazo inmenso y mi cariño siempre, Isa.
    M.Jesús

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola María Jesús, gracias.
      No, no se rindieron nunca a pesar de tener una mordaza para que no hablaran y a pesar de ser castigadas si hablaban. Esas mujeres estaban hechas de otra pasta. Tal vez la necesidad las hizo ser más fuertes y luchadoras.
      Saludos y un abrazo grande

      Eliminar
  6. Creo Isa, que todos los días deberíamos reconocer el hecho cultural y político de subsumir a la mujer, que gracias a mujeres como Rosa Luxemburgo, Zetnic, María cano, las cosedoras de la Cotton y otras lograron la inclusión de la mujer y el reconocimientos de sus derechos humanos. La historia de tu familia y tu madre, habla muy claramente de la historia de abominaciones y estigmatizaciones a que ha sido sometida la mujer. Hasta la misma Biblia, la aparta. UN abrazo. carlos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola Carlos, así es, no entiendo porqué las mujeres para ciertos sectores de hombres somos como las culebras venenosas. Y lo malo es que no se dan cuentan que ellos nacieron de una mujer, una madre que por lo visto también la engloban en esas abominaciones.
      Que no se dan cuenta de lo importante que somos las mujeres para que un país funcione correctamente.
      Saludos y un abrazo

      Eliminar
  7. Hola Franciso, gracias.
    Sí tienes razón esto deberíamos de reivindicarlo cada día del año para que se nos escuchar.
    Saludos y besos

    ResponderEliminar

Nota: solo los miembros de este blog pueden publicar comentarios.