Visitantes del Mundo...


contador visitas gratis

miércoles, 9 de marzo de 2016

Por la noche cambiaba de piel y de forma de ser

...,  por las noches se transformaba. Se convertía en una odiosa mujer.
Una mujer que hacía la vida insoportable a todo ser humano que la rodeara. 
Era  malvada,  tan malvada que a veces se parecía a las serpientes venenosas. Sacaba su lengua larga, muy afilada y embobaba a los hombres  robándoles el alma y convirtiéndolos en despojos humanos. 
La transformación duraba poco tiempo, era un tiempo que aprovechaba al máximo para hacer sufrir a cuantos más hombres mejor.
Una de las noches, salió al encuentro de algún lobo solitario.  Con su lengua de víbora lo hechizó.   Pero este hombre no se conformó ni cayó rendido a sus pies. Salió corriendo tras ella cuando quedaba muy poco tiempo para que comenzara a despuntar el nuevo día. Había oído  que  una mujer con lengua de culebra, los dejaba sin alma convertidos en zombis después de darles placer.  Después de ser poseído y haber disfrutado con   ella, no quería perder su  personalidad ni mucho menos el encanto que tenía como  hombre. Salió corriendo y la engancho de un trozo de la  piel  de la cara que comenzaba a cambiar y a desprenderse de la carne.  Logró quitarle la mascara. Una piel rasposa con escamas de pez y serpiente que ellos no veían porque sólo les interesaba el placer y desahogarse. Nunca ella consintió que rozaran su cara y menos aun que levantaran la vista a pesara de la oscuridad de la noche. Cuando quedaba muy poco tiempo para que el día la devolviera a la realidad, vio uno de los jirones de su piel en la mano del hombre. Ella despertó del agobiante y duro sueño, tocándose la cara. 


Un cuentito que se me ha ocurrido a media tarde.

Jijijijijij, que nadie se asuste que es mi primera mascarilla que me pongo en la cara para cuidarme la piel.
La foto la he tomado yo misma con la otra mano, de ahí que esté algo borrosa :-)


10 comentarios:

  1. Vaya cuentecito... joder, como tenga pesadillas te denunciaré.

    :P

    Besos.

    ResponderEliminar
  2. Jajaja qué cuentito Isa y vaya pringadita que tienes de mascarilla jaja.

    Un besazo , preciosa.

    ResponderEliminar
  3. Me encanta tu foto con la mascarilla puesta!, esa es de las que te quita todas las células muertas y te deja la piel suavita del todo :)
    En cuanto al relato, todos cambiamos un poco la piel en determinadas circunstancias, aunque no como tu protagonista!.
    Besos.

    ResponderEliminar
  4. El cuento esta muy bien "ocurrido", esperemos que se te ocurran mas, y lo de la mascarilla lo he visto en las revistas ¿Duele cuando te la quitas?

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Sí duele porque yo tengo pelillos rubios por toda la cara y te quita las pieles muertas, jajajajaja y a la vez te hace la depilación en la cara jajajaja.
      Gracias a ti y a todas las apersonas que pasan a leerme aunque no dejen huella de ello.
      Graciasssssssssss Torito, María, Eme y Ester. Besosssssssss

      Eliminar
  5. Jajajaja, qué graciosa eres, y esa mascarilla, jajajaja
    Hay por ahí un anuncio de una máscara para relajar la cara que da más miedo que tu cuento y tú con la mascarilla juntos, jajajaja. Es broma ( lo de tú con la mascarilla)
    Besos, guapa

    ResponderEliminar
  6. Isa, tu cuento es espeluznante, amiga...Digno de una serie de terror...Lo has hecho con mucha soltura y seguridad...Ufff.
    Bueno, espero que la mascarilla te haya ido bien, porque has sufrido lo tuyo...Pero a veces la belleza requiere estas cosas...
    Mi felicitación y mi abrazo grande.
    M.Jesús

    ResponderEliminar
  7. La verdad que al empezar a leer el cuento desconfíe de la mujeres, pero, después de ver tu cara y tus bonitos ojos, feliz y contento
    Feliz fin de semana.
    Un abrazo.

    ResponderEliminar
  8. Isa .... me encantó tu cuentito de terror,
    no has querido asustar, peroo no lo has logrado
    porque sino nadie te hacia comentarios jajaj
    Me encanta venir a visitarte después de un tiempo, parece que me conecto mejor.Tengo un blog de otro contacto que me costaba entrar, parece que se ha solucionado tambien.
    Recibe mi saludo desde Argentina

    un beso

    ResponderEliminar
  9. Menos mal que solo era un sueño. UN abrazo. Carlos

    ResponderEliminar

Gracias por dedicarme un pedacito de tu tiempo.