Visitantes del Mundo...


contador visitas gratis

jueves, 29 de mayo de 2014

Reciclando ropa de invierno para el próximo invierno

Hoy he pintado estas camisetas. Estaban lavadas y me he puesto a plancharlas y he visto que tenían montones de agujeritos a la  parte de abajo. Digamos donde la tripita. Supongo que serán de la cremallera que no la debo de subir bien y dejarla tapada con la tela del pantalón. Por eso al rabillo que sube la cremallera que es de metal, debe de agujerear las camisetas.

No estaba por la labor de tirar estas camisetas de manga larga porque el resto de la tela estaba bien.

Esta es una camiseta de manga corta. Apenas tiene 15 días pero la manché del químico de revelar las fotos.
Así que dibujé estas dos flores que me han quedado preciosísimas :-)
Ya uso una bata blanca de las hay en el cole para no mancharme cuando revelo el carrete de fotos o alguna de las fotos.
El lunes hay una exposición y cada una de las compañeras/os expondremos dos fotos.
Cuando haya pasado la exposición, las escanearé y subiré para que vean. Por lo menos estarán expuestas las fotos dos semanas. 

Esta es otra camiseta exterior  de invierno.
Debajo de la flor girasol o algo parecido hay montones de agujerillos.
Total que podré volver a usarlas el invierno próximo.
Jajajaja, y si no se deterioran mucho el próximo jajajaja. Jo ya sé que así la economía no subirá, pero yo intento que mi economía no baje. Sólo entra un sueldo en casa y ahora cobra menos  que hace diez años. Es en serio. 
Hay que apurar al máximo la ropa. Hay que alargar su vida como sea.
Y esto es lo que quería contar que todo es reciclable.
Estas tres camisetas son iguales solo que cambia el color y ahora los dibujos.
Soy muy rara para vestir, no me gusta ir de compras y por eso si algo me queda bien me lo compro tres veces con distinto color.

 Con estas tres camisetas exteriores de manga larga y el abrigo encima he pasado todo el invierno.
También pasaré el próximo


Esta flor tapa la pancha y podré usar la camiseta todo el verano.


Es muy sencillo pintar estos dibujos. No hace falta pincel porque con los tubitos que tienen la boca fina se escribe el dibujo y se extiende la pintura. Se hace en un pis pas. Y si no os queda bien, sobre esa pintura hacen otro dibujo más grande.

Esta camiseta está bien, sin rotitos,  sólo que me la compré sin dibujo y me apetecía que tuviera uno.
Esta es la parte delantera. Es mi corazón con música :-)

Y esta es la espalda, un árbol que forma mi columna con música :-)
Así las camisas no están sin adornos. Salen más económicas y las adornas tú como desees. Es una rotulador para ropa.



miércoles, 28 de mayo de 2014

Recuerdo, por cortesía de Sindel

 PALABRA 22 DE 52 Recuerdo

Recuerdo el olor a trigo esparcido por la pradera
Era tan pequeña que a penas se me veía en el trigal.
Contaba sólo con cinco  años cuando en el mes de julio  y agosto volvía de vacaciones con mi padre y mis abuelos.
Un pájaro volando, dos, tres,... montones de ellos en libertad, como yo.
Era bien pequeña y el resto del año tenía grilletes con cadenas invisibles. Dolor de estomago a todas horas, y lagrimas corriendo a toda prisa por mis mejillas.

Rodaba pradera abajo y me paraba la mula que a la sombra aguardaba mi caricia,  yo la suya.
Danzaba, cantaba, trillaba, me empapaban las tormentas. 
Dormía bajo un manto de estrellas y por almohada la luna color nácar.

Odiaba, odiaba ese corte tan grande de alas  después de  dos meses volando en la pradera donde mis abuelos hacían la era.
Diez meses con grilletes y cadenas invisibles, y de nuevo la libertad. Mis alas volvía a crecer para ser un pajarillo más.



domingo, 25 de mayo de 2014

Votaciones al Parlamento Europeo

Hoy  es día de cumplir con la obligación de votar porque en Europa se deciden muchas cosas que nos afectan a todos.
Si no estas seguro/a de a quien  votar, si echas el sobre  sin papeleta es voto en blanco. Esto significa que quieres votar porque estas de acuerdo con la democracia pero que no votas a ninguno de ellos. Se supone que habría escaños en blanco. Todos pensamos que votar en blanco a la hora del recuento se lo lleva la mayoría, pero no es así. Si hubiera los suficientes votos para que salieran escaños, estos escaños estarían vacíos. Lo que es lo mismo, habría menos políticos y menos sueldos que pagar. Y sobre todo menos pensiones vitalicias.
Y a demás habría menos chorizos a la hora de meter la mano en el dinero de todos.
Bueno pues dicho lo dicho si no estas de acuerdo con nadie, a votar en blanco que tu voto cuenta y mucho.
Si no vas a ejercer tu derecho al voto, te abstienes, tu voto se lo lleva la mayoritaria. Bueno no es que se lo lleve la mayoría. Esto quizás se entienda mejor con un ejemplo: Imaginemos un censo de población de mil personas con derecho de voto. Tienen que elegir diez concejales, cada concejal necesitaría 100 votos. Si votan novecientas personas, cada concejal saldría con noventa votos. Esto sería así en teoría. Luego interviene, en la práctica,  la ley D`Hondt que es una formula creada para repartir los votos. La creó Víctor   D`Hondt. Y esta ley favorece a las mayorías. Sin embargo en voto en blanco no.


A cambiar de tema.
El viernes estuve de comida con mis compañeras del club de lectura. Somos muchas más mujeres, pero por circunstancias no todas pudieron  compartir este día con nosotras.
Si tienes ocasión apúntate a un club de lectura. Viajas al leer en compañía, resuelves problemas de lectura. Aprendes a leer y a entender los libros escritos. En una palabra los libros nos hacen más libres. Por eso en las dictaduras los libros son enemigos de los dictadores.
 Pongo unas fotos tomadas con el móvil, no tienen mucha claridad pero quería compartirlas con todos vosotros/as.

Ahora mismito nos vamos  a ejercer nuestro  derecho al voto.

martes, 20 de mayo de 2014

Playa... Contando las semanas en 52 palabras - Palabra 21 de 52

Por cortesía de Sindel
Contando-las-semanas-en-52-palabras


 Playa
Las olas de la playa son como un  beso fresco y salado que se posa en los labios inertes  de las rocas, desgastando a su paso la piedra, y convirtiéndola en arena fina  de playa.


Puro placer es que el agua de la mar acaricie tu piel.
Lama la arena, y  esculpe la piedra con su cincel de agua  monótona y transparente.
Amor salado y espumoso como lagrimas que corre por tu rostro...
Y entre tanto las olas van y vuelven,  rozan tu piel y penetran con su salitre entre tus poros.
Amor, tus lágrimas son saladas porque te trajiste el agua de la playa.

Fotos tomadas este verano en Santillana del Mar







lunes, 19 de mayo de 2014

Libélulas

El sábado por la tarde después que ya había hecho todas las comidas de la semana de mi padre, le dije a Antonio que por favor me llevara a visitar a las libélulas. Tenia muchísimas ganas de ir a ver sus vuelos.
Sólo teníamos una hora para estar en el lugar. Antonio tenía reunión con los directivos de la Peña El Piélago para aclarar y debatir puntos del día.

Él se recostó en la hierba y se quedo dormido.
Yo estuve una hora quieta, recibiendo el sol en la espalda. Lo que más sentía eran las corvas que me abrasaban. Aun así, yo bien quieta para no espantar a las libélulas.

Es impresionarte su belleza. su destreza a la hora de volar. 
Son criaturas muy inquietas y al sonido o movimiento de una rama que apartes para poder llegar mejor a ellas, salen volando.



Es hermosa por naturaleza. Pensar que pasan muchísimo tiempo como si fueran anfibios y que se hagan tan bellas pues ya te quedas alucinando del porqué de su belleza.
Las hembras ponen los huevos en el agua. Estos allí están hasta que se hacen grandes y sus alas les permiten volar.


Pequeña hada
de alas transparentes
cuerpo carmesí.


Con tus piruetas
has  conquistado  al viento,
yo, me embelese.


Esta preciosa libélula estuvo mucho tiempo jugueteando.
Daba la sensación que sabía que la estaba fotografiando. Sabía
 que no la iba hacer daño. Cada vez se acercaba más a mi. Pasaba rozando mis pelos. Pasó delante de mí revoloteando nerviosa y astuta. Se alejaba y se acercaba llamando mi atención. 

Ella me observaba mientras yo la observaba,
A penas tuve tiempo de hacerle una sola foto, no sé que vería al mirarme, pero salió volando. Tal vez le fui indiferente y no le gusté. 

Cascada del agua sobrante del pantano de la Sierra de San Vicente


Y como mástil
ondeaban tus alas
como libertad.


Montones de insectos anduvieron a mi alrededor.
Las abejas pecoreando  las flores.
Las mariposas yendo de flor en flor.
Las libélulas dibujando en el aire
la libertad de mi amor.







La libélula se puso las gafas de sol



Libélula de alas de seda  danzando en la rama.



El silencio y la contemplación son  unos de los placeres que más aportan al estado del bienestar del ser humano.
Con esta hora yo rejuvenecí al menos diez años. Libertad, silencio, quietud,... La belleza que flotaba en  el ambiente es lo que llena y te deja una sensación de que tú  también has volado.
Mi compañero dormía ajeno a lo que mi mente y mi corazón sentía.
Cuando le desperté le di las gracias por esta hora tan bella.

Sinceramente este es el mejor de los viajes que cualquier humano puede hacer para sentir la libertad en plena naturaleza.
Incluso vi una Mariposa roja, nunca había visto una igual de bella.
Me dio esquinazo, no consintió ser retratada.
Aun así disfruté del sonido de las alas  de mariposas de todos los colores, y de la cascada al caer entre las piedras.
Es como si  te sintieras libre, como si nada a tu alrededor existiera nada más que esta belleza.
Y mientras yo estaba disfrutando de los bichitos, mi compañero se quedó dormido con el ronroneo del agua y de la libertad de las alas de libélulas y mariposas.




miércoles, 14 de mayo de 2014

El huerto...

Aquí pasamos mucho tiempo los fines de semana.
:-) Es evidente que yo no doy un palo al agua en la tierra, pero luego lo doy cocinando los productos y recogiendo la cosecha. Cada cual tiene que hacer lo que sus fuerzas les permitan.
Mi padre ya cava poco, pero le gusta venir y se entretiene haciendo alguna cosilla.
Principalmente quien lleva las riendas del huerto es Antonio.
Mi padre le está enseñando a sembrar las cosas y en la época que tiene que hacerlo.
A mí me encanta ir al campo hacer fotos. También a coger acelgas, cardos, moras, higos, cerezas, manzanas,... yo soy más bien de recolectar, no de plantar. Y no es porque sea una señoritonga, que no,es que no debo de gastar mi energía haciendo muchos esfuerzos. Aquí nos repartimos los trabajos. El que tiene fuerzas cava y el que no, pues recolecta las verduras y frutos. Aquí hay trabajo para todos dependiendo de las posibilidades de cada cual.


Aquí es donde mi compañero hace deporte y suda el sudor que durante la semana por ser su trabajo algo sedentario no expulsa. Aquí se queda limpio de toxinas al cavar la tierra. Y encima comemos alimentos ecológicos. La tierra está envuelta en estiércol de vaca que compramos.

Alberca compartida para las personas que tienen huerto por el lugar,

Fuente de agua de manantial.
Le he dicho a mi padre y a mi compañero, que no beban de aquí que les puede entrar una cagarrina y se pueden deshidratar.
 Antaño todas estas fuentes de manantial estaban bien cuidadas. y los aclaradores no dejaban de aclarar el agua. Pero ya no quieren trabajar o tal vez han desaparecido los aclaradores. Por cierto son unos bichitos muy delicados con patas muy largas que están todo en tiempo moviendo para aclarar las aguas.


Mi compi vale mucho mucho. Es un experto en hacer huertos.
Si algún día se queda sin trabajo, nos dedicaremos a las abejas y hacer huertos. Esto es muy trabajoso pero nada es fácil en la vida. Todo es a fuerza de mucho esfuerzo.
Yo no tengo fuerzas para coger el azadón, pero sí para recoger la cosecha y hacer mermeladas y conservas de judías y tomates. Vamos que las conservas se pueden hacer de todo tipo de verduras. Y las mermeladas igual.



Las judías ya comienzan a subir por la caña. Se están enredando para  que así cuando crezcan las judías se puedan coger mejor y no se pudran al dar en el suelo húmedo. Además es más cómodo para ir recogiéndolas.
La judia verde se siembra echando en la tierra una judía, una semilla sacada de la vaina  o un chocho como decimos en mi pueblo.De cada judía o chocho plantado sale una mata que puede dar un kilo, dos o más de vainas o judías. Cuando ya están algo duras y tienen estropajo, las dejamos secar y una vez secas hacemos una era para sacar el chocho, la alubia. Se cocinan con verduras, choricitos y jamón, están deliciosas. Lo que es una fabada de alubias.

Aquí mi compañero hizo un injerto a un almendro de melocotón, si prende habrá melocotones y almendras.
Luego le puso una tirita para que cicatrice la herida y coja el injerto.

Esta zona está en la grada de más arriba.
Zona de arriba donde hay sembradas patatas, garbanzos y cebollino más tardío, ajos y habas. Hay 2 ciruelos,2  melocotoneros,2  higueras 2 cerezos, dos pistachos, un granado 3  parras y un limonero pero nunca dio limones. También tenemos 2 manzanos y un moral centenario. El año pasado hice mermelada de moras y está riquísima.
En el centro mi compañero ha puesto unas cañas con CDS para espantar a los pájaros y que no se coman la cosecha. Pobres pájaros pero mejor que vayan a otro huerto en donde esté abandonado y tenga árboles frutales. Total si el huerto está abandonado que hay muchos, se van a perder las frutas que den los árboles. 

Mi compañero que es el mejor trabajador del mundo mundial :-)  ha preparado el riego por goteo. De esta forma no hay que estar regando y también se ahorra agua porque cae directamente en la semilla.
En este trozo tenemos sembrados:
Tomates, cebollas que ya las estamos comiendo tiernas. Estas cebollas son tempranas porque las sembraron en invierno. Están riquísimas y no pican.  La cebolla junto al ajo son los medicamentos naturales para sentirte en plena forma. La cebolla es un diurético natural. El ajo es un antibiótico y ayuda a paliar los dolores de reuma y ayuda a que la sangre vaya más limpia y que no se formen trombos.

Almendro con hermosas almendras aun en leche.

Garbanzos, están muy bonitas las matas. Si no se malean tendremos garbanzos para el cocido de todo el año.

Estos otros garbanzos están en otro huerto que era de mi madre, y ahora lo tenemos nosotros.
Hemos sembrado garbanzos en dos lugares. Yo tengo por costumbre hacer cocido todos los sábados. De ahí que sembremos más garbanzos.

Semillero de lechugas.
Cuando alguno de los tres coge una lechuga, en su lugar pone una del semillero para que crezca y poder coger algún día para hacer una rica ensalada. De esta forma no se gastan nunca las lechugas del huerto. Llevamos comiendo lechugas del huerto todo el invierno. y hasta que apriete el calor que las cuece, seguirá habiendo lechugas.
Para hacer semillero de lechugas, hay que dejar que una lechuga se suba, se haga grande  y eche semillas. Estas semillas se dejan secar en la propia planta, después se cogen y guardan para ir teniendo semillas y plantar en semillero. Cuando alcanza una altura de unos cinco centímetros mas o menos, se saca del semillero y planta en la tierra.
En este semillero lo mismo hay unas 100 lechuguitas para plantar

Los olivos están en flor. Si no hay mucho viento que tire las flores, el próximo año habrá buena cosecha de aceitunas.


Puerta rustica de un huerto.

Las campanillas tocan a la hora de disfrutar de la naturaleza.

Fuente de agua de manantial.
Es una pena porque ya no la limpian y tiene muchas babas.
En otros tiempos yo misma me he echado buenos tragos de esta agua fresca y clara que mana de la sierra.
Ahora no se utiliza y ni siquiera los aclaradores, que son unos insectos que limpian el agua quieren zambullirse en ella

Mi compañero arropando con tierra a los garbanzos para que estén más fortalecidos de minerales.
El garbanzo nace sin regarse. Es un alimento que necesita poca agua para crecer. Por eso es bueno sembrarlos en lugares en donde el agua de pozo o de lluvia es casi escasa.

Estas higueras aun son muy pequeñas. A penas me llegan a la rodilla y yo mido 150, :-)
Estan tomadas a ras de tierra por eso parecen arboles más grandes.

Si no me equivoco esta mata es de pepino o tal vez de calabaza.

Los cerezos están preciosos. A ver si los pájaros nos deja probarlas.





Estas son las cebollas más tempranas que ya estamos consumiendo.
El verde de arriba de la cebolla no lo tiro y hago caldos  o cremas suaves de verduras. Salen deliciosas porque está muy tierno el rabo de la cebolleta.
Aquí se aprovecha todo.