Visitantes del Mundo...


contador visitas gratis

jueves, 20 de marzo de 2014

La primavera ha llegado y es muy inspiradora...

Castillo encantado.
En las noches de niebla y frío,  se escuchan los lamentos de una dama con voz quebrada.
Cuentan los más ancianos de la villa, que hubo una mujer muy bella, muy bella de trenzas doradas y carita angelical.   Vendió su alma al diablo porque quería  vivir  dentro del castillo. Nunca más salió de él. De esto hacer más de 1000 años.



 Balconada antigua.

 Puerta antigua y muy querida por mi compañero. Es la puerta  que cierra la morada de dentro. Donde se crió y donde vivieron sus padres toda la vida.




Pila de agua para que beba el ganado, para que se bañen las moscas, mariposas, lagartijas, garrapatas, hormigas,... Seguro algún campesino con los pies sucios por labrar la tierra, también se los lava. El agua es bueno para todos los seres vivos. Me temo que incluso el viento también beberá de vez en cuando; sobre todo cuando sople tan fuerte tan fuerte, que se le quede la garganta reseca. 
Con la primavera, los árboles también se enamoran.
Esta mañana de un sol esplendido, amigablemente hablaban dos árboles adultos. 
Jacobo , tímido y algo avergonzado, pedía a Magdalena si quería compartir con él esa magnifica mañana.
Magdalena deseosa de que alguien la acariciara agradeció a Jacobo que pensara en ella para compartir la mañana primaveral.
Magdalena, que es el árbol más pequeño, se puso de puntillas para abrazar y dar un beso apasionado a Jacobo. Desde luego que ligera es Magdalena y ganas de tocamientos tiene.
Si es que hasta los árboles sienten el aullido primaveral y sus hormonas despiertan al letargo invernal.
Allí mismo Jacobo y Magdalena hicieron el amor, en pleno campo, con la luz del día y con el sonido primaveral por testigo.


Sin embargo estos dos árboles más adultos, andaban a las greñas discutiendo y tirándose de los pelos.
No les bastó con la palabra porque desde luego no saben utilizarla como árboles civilizados, si no, que se dieron tirones de las coletas, patadas y mamporros en la cabeza.
Hay que ver que ser adultos no significa que se tenga la cabeza bien amueblada y se reaccione como persona civilizadas.

Estas florecillas son muy pacíficas y saben que es su momento.
De ahí que disfruten de la vida. Son efímeras, pero mientras tanto aprovechan cada segundo de su belleza para hacer más felices a las personas que se acercan a contemplarlas. Además, regalan su perfume a los humanos, aves, a otras flores y árboles. Regalan su perfume y belleza  a todo ser vivo que quiera disfrutar de ellas.





12 comentarios:

  1. Preciosa esa personificación de los elementos de la naturaleza y es que lo has descrito tan bien que me lo has hecho ver.
    Besos Isa

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola María Pilar, gracias.
      Me alegro que te haya gustado.
      Saludos y un abrazo

      Eliminar
  2. Me gusta que hablen los que no tiene boca, me gusta que recrees un abrevadero como personal, que el viento beba agua, Me resulta muy bello como escribes. Un abrazo

    ResponderEliminar
  3. Hola Ester, gracias.
    Me alegra que te guste. Ahora no me importa escribir estas historias tan no comunes. Antes me daba vergüenza y miedo que pensaran que estoy algo chalada. Pero esos miedos ya se me fueron y soy totalmente libre para escribir, sin ofender a nadie.
    Saludos y un abrazo

    ResponderEliminar
  4. Bonitas fotos y maravillo texto de recuerdos como homenaje a la primvera.
    Feliz fin de semana.
    Un abrazo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola Disancor, gracias, me alegra que te guste.
      Saludos y un abrazo fuerteeeeeeeeeeee

      Eliminar
  5. Me gusta esta primavera que nos regalas, ese mundo rural que te apasiona, esos balcones de palos, ese abrevadero que debe seguir en servicio y que me recuerda la infancia. Me gustas tú.
    Un beso.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola Francisco, gracias.
      Me alegra que te guste y que te recuerde tu infancia.
      Saludos y besos

      Eliminar
  6. Isa, nos dejas una fotos, que hablan por si solas del paso del tiempo y de su servicio, realmente inspiradoras, amiga...Esa historia de los árboles enamorados es muy hermosa y lo hemos visto en las fotos, quizá tu les pusiste voz...Ellos mismos te lo pidieron sin tu saberlo, amiga.
    Mi felicitación y mi abrazo inmenso por tu generoso bien hacer.
    M.Jesús

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola María Jesús, gracias.
      Bueno ya sabes que soy muy fantasiosa, y más con la naturaleza.
      Saludos y un abrazo grande

      Eliminar
  7. Isa ... es bellísimo como le das vida además de ellas tenerlas a las plantas comentando sus formas a lo que imaginas...jajajja

    ¡¡¡ muy preciosas fotos y comentarios !!

    Un beso desde Argentina

    ResponderEliminar
  8. Hola Doris, gracias.
    Llevo mucho sin entrar en tu blog. Me da miedo, se me estropeo el ordenador y no sé si será así o no, pero pienso que cuando entro en tu blog como se me abren otras paginas que yo no busco, tal vez esas paginas tienen virus.
    Espero no me lo tomes en cuenta. Pero la verdad me da miedo porque el último arreglo fueron ciento y pico euros.
    Saludos y un abrazo enormeeeeeeeeeeee

    ResponderEliminar

Gracias por dedicarme un pedacito de tu tiempo.